Cuidado con Cuauhtémoc Blanco
24
Vie, Mar
37 New Articles

Cuidado con Cuauhtémoc Blanco

Opinión
Typography

PEDRO JIMÉNEZ RODRÍGUEZ. Cuidado con Cuauhtémoc Blanco, porque en un descuido puede llegar a ser gobernador del estado de Morelos.
Y no es porque le tengamos tirria al destacado ex futbolista, sino porque para los morelenses, tan dados a buscar cambios en su gobierno, para ver cuando les sale el bueno, a estas alturas les viene bien cualquiera que les ofrezca cambiar las cosas en la entidad.

Ciertamente cualquiera será mejor gobernador que Graco Ramírez, pero hay que ver bien a quien se le da la estafeta, pues si vuelven a confiar en Cuauhtémoc Blanco, que no tiene ninguna experiencia para gobernar y se deja mangonear, incluso por el gachupín que lo representó cuando era futbolista, van a pasar las de Caín.
Y lo peor es que si hay muchas posibilidades de que Cuauhtémoc se presente como candidato, pues ya está en proceso de acordar que lo apoye el Partido Encuentro Social, que, dicen los que saben, es invención del secretario de Gobernación, Miguel Angel Osorio Chong.
Si se confirma la versión de que Osorio Chong ya dio instrucciones para que el PES arrope a Cuauhtémoc Blanco, para que saque sin problemas su tránsito por la alcaldía de Cuernavaca, estaremos viendo el nacimiento de su nueva candidatura.
Trascendió en la capital morelense, que Juan Manuel Sáenz, el gachupín que toma las decisiones que avala Cuauhtémoc, ya negocio con los dirigentes del PES, que le den apoyo político, a cambio de que el año próximo les haga las veces de candidato a la gubernatura de Morelos.
Y tiene lógica la versión, pues si Osorio Chong quiere que su creación partidista tenga mayor peso a nivel nacional, tiene que empezar con estado pequeños, para luego lanzarse a lo grande.
Imaginemos lo que sería Osorio Chong haciendo campaña por la silla grande y Cuauhtémoc Blanco, por la gubernatura de Morelos. Una dupla digna de cuidado.
Por eso le digo, que hay que tener mucho cuidado, con Cuauhtémoc Blanco.
EL PULSO.- Al parecer ya se dieron cuenta los dirigentes del PRD, encabezados por Alejandra Barrales, de que en el fondo lo que les está proponiendo López Obrador es firmar su acta de defunción. Es que hace unos días el tabasqueño los invitó a aliarse a Morena para conformar un frente común de las izquierdas con miras a la conti4nda electoral de 2018, por al silla grande. Eso, ni más ni menos, significaría que unidos llevaría a la Presidencia de la República a López Obrador, pero a la hora de gobernar el único que recogería los frutos sería el propio AMLO y sus zombis ¿O acaso creen que los dejaría gobernar o les daría cargos im0rotantes a los Chuchos, a los Galileos y las cabezas de las demás tribus perredistas? No, en el mejor de los casos les daría las gracias y una patada en salva sea la parte*** Lo mejor que pueden hacer los perredistas es dejar de escuchar el canto de las sirenas y prepararse para apoyar a Miguel Angel Mancera, que es el único que tiene tamaños para ser candidato de un partido en franca decadencia, pero que está vivo. Tal como están las cosas, sólo Mancera puede garantizarle al PRD una cantidad importante de votos, tanto en la Ciudad de México, como a ni el nacional, para mantener una presencia importante en el Congreso y en el gobierno de la capital. Dirán que es casi imposible que Mancera gane la contienda presidencial y tiene razón, pero los votos que le traería al PRD nadie se los puede dar.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.